Kugelhopf de chocolate

El kugelhopf es un dulce típico de Alemania por Navidad, un pan dulce fermentado que por su sabor nos recuerda mucho al Panettone italiano, normalmente lleva pasas o frutas pero esta versión es con chocolate, está buenísimo.



Para la ganache:
180 r de chocolate negro troceado
80 ml de nata
1º mezcla:
40 g de harina de fuerza
12 g de levadura de panadero fresca
10 g de azúcar blanquilla
80 ml de leche entera
2º mezcla:
60 g de mantequilla
40 g de azúcar blanquilla
1 huevo y 2 yemas
3º mezcla:
160 g de harina de fuerza tamizada
1/2 cucharadita de sal
Para la decoración:
12 almendras enteras tostadas
2 cucharadas de mermelada de albaricoque


Antes de nada preparamos la ganaché, calentamos la nata y cuando empiece a hervir apagamos el fuego y añadimos el chocolate troceado, removemos hasta que esté completamente derretido, dejamos enfriar completamente pero sin meter en la nevera.
Mezclamos todos los ingredientes de la 1º mezcla en un bol, lo sellamos con papel film transparente y lo dejamos reposar en un lugar templado durante 20 minutos.
Hacemos la 2º mezcla y la reservamos.
Tamizamos la harina con la sal en un bol aparte, añadimos las dos mezclas anteriores  y amasamos en un procesador de alimentos durante 10 minutos, cubrimos el bol con film transparente y lo dejamos reposar en un lugar templado durante una hora o hasta que doble su tamaño, a continuación amasamos con las manos y la extendemos con un rodillo sobre una superficie de trabajo enharinada formando un rectángulo, la ponemos sobre una bandeja y la introducimos en la nevera  unos 30 minutos, pasado ese tiempo extendemos sobre la masa la ganaché, enrollamos la masa desde el lado superior del rectángulo formando un brazo de gitano, unimos los extremos del rollo de la masa formando un anillo. 
Colocamos una almendra entera en cada cresta del molde previamente engrasado, colocamos la masa con mucho cuidado en el molde con el lado del pliegue hacia arriba.
Dejamos reposar la masa en el molde durante media hora en un lugar templado donde volverá a doblar su tamaño. 
Precalentamos el horno a 180º.
Introducimos el molde en el horno durante 35 minutos, pasado ese tiempo dejamos reposar 10 minutos en el molde y a continuación lo desmoldamos y dejamos enfriar sobre una rejilla. 
Cuando esté totalmente frío, calentamos la mermelada y pincelamos el kugelhopf.